Carta de amor al femenino

Querido femenino,

 

Te doy las gracias por ser. Por la voluntad de amarme en todas mis condiciones. Ahora entramos en un momento donde tu energía es la que impero y tu lenguaje ( el subconsciente) y tu contexto ( la noche) nos engloba como humanidad en nuestro “permanecer en el hogar”. Agradezco a Vesta que cuida del fuego del hogar avivando con llamas de amor y union familiar. Agradezco la atemporalidad de tus ritmos. Agradezco el fluir de tus emociones y el enseñarme que mi ser es amor. Este amor no se trata de sacrificar ni reprimir. No me exige cambiar o silenciar…Me expreso en mi femenino y asi todos podemos ser. Al yang le costaba verse en nuestro reflejo del todo pero con estos momentos siendo lo que son, al yang, no le queda mas remedio que verse en lo que. Hacia fuera no – acción hacia dentro y el femenino ahi lo abraza y lo atesora en su vulnerabilidad y su integridad.

El femenino cuida y honra sus heridas en estos momentos en mi. y me enseña a amar donde antes había condicion. No busca amar desde el merecimiento o el logro. Busca poner luz y amor donde había vacío y abandono. Mis ritmos internos ahora van en compas con los ritmos externos y de repente noto que no me enfermo cuando no hay exigencia. No me enfermo cuando dejo de luchar contra corriente. Querido femenino ya tienes tu trono y tu momento. Ya no te doy la espalda para “seguir” hacia delante. No tengo a donde ir sin ti. ¿Sin el ser a donde voy?

Mi reloj deja de hablarme de minutos y ahora mi femenino me habla de unidades de amor como unidades de tiempo. Calidad en lugar de producto. Me habla de belleza como el resultado de “como” me relaciono con lo que soy, lo que me rodea. Me deja de faltar al darle color y aroma a lo que hay. Cuando me tumbo ya no es desde el cansancio extremo de un dia duro sino desde la voluntad de reposar en mi misma. Cuando me muevo es porque busco bailar o crear . Cuando me relaciono con mi pareja busca dar amor no pasar el tiempo. Todo tiene intencionalidad desde el ser. Lo sutil ya tiene valor y volumen. Hoy mi pareja me decía “valoro el sentirme amado” . En otras palabras “Valoro el sentir el femenino”. En estos momentos cuando os escribo el entra por la puerta y le comento lo que he escrito y me responde ” El amor me trajo a casa ” entre risas… pero wow….la certeza que conlleva esa afirmación.

Podemos estar el hogar o podemos volver al hogar. A lo que cuenta. A lo que nos abraza y nos espera siempre. A la autenticidad de lo que hay y queda por curtir. Y puedo observarme con los ojos compasivos y honestos del femenino.

Amo a mi femenino “primaveral” que busca y tiene los ojos redondos con alegría y florecimiento. Siempre realmente me aferre a ella pero ella tiene su momento. El invierno del femenino que me acompaña mientras os escribo tras haber pasado el momento “madre” me refugia en mi desde la sabiduría ( las canalizaciones, medium, “bruja”) y cuando le permito y la amo y no busco ni exijo ella busca solo cerrar los ojos y ver…

El femenino ve – con todas sus caras – y desde todas sus expresiones hay lo que honrar. Hay tanto desconocido en el ying que nos brinda una oportunidad. Nos permite amarnos aun cuando no nos comprendemos. En otras palabras nos invita a amarnos incondicionalmente. el ying no esta para comprenderse. Es uno de lo misterios. Cuando lo riegas con permiso, amor y  realmente fluyes…..wow. Cuando das amor lo ves exactamente por lo que es. No tiene un bien o un mal o une etiqueta. No tiene un nombre porque simplemente es. El misterio se le desvela a una cuando tiene la voluntad de contemplarla exactamente por lo que es. Cuando la mujer se observa en sus reacciones , incluso las juzgadas y temidas, la mujer se honra. Luego tiene la oportunidad de darle atención amorosa a esas partes, incluso y especialmente, a las amargas. Por ejemplo a los celos una puede recogerse y observarse en esas emociones y los constructos de inseguridad y ver que todas parten de una falta de amor hacia ella misma y la necesidad de darse un lugar seguro en el que refugiarse y darse un contexto sano- dentro de ella.

¿Como te sientes en tu cuerpo- tu tierra?

¿Como te sientes en tus emociones- tus aguas?

¿Com te sientes en tus pensamientos- aires? Como te hablas?

Hago por honrar mi femenino como lo mas sagrado que tengo y con ello me presto a ella en un acto de humildad a comprenderla. No siempre se nos ha venerado externamente por la sabiduría y la alquimia que se nos posibilita. Por otro lado si yo riego el agradecimiento y el amor hacia mi femenino , como una y como todas, posibilitaré que se presencie una reconciliación sagrada que nada ni nadie podrá derrotar. Ama tu femenino y veras como amaras al masculino en ti y en el otro. Ama al femenino por lo que es , incluso lo que no entiendes, y asi experimentaras como amar al otro sin exigir que sea mas comprensible. Ama al femenino y simplemente tendrás fe y serás. El femenino es simbólico y es. No busca ser “solucionado ni cambiado” Busca ser honrado y aceptado.

A través de ustedes así declaro mi amor al femenino. Y el amor hacia ella sera diferente para cada una.

Os invito a comentar

¿Cual es vuestra intención con el femenino? y os dedicaré comentarios personalizados! 🙂

2 comments… add one
  • Eva María May 14, 2020 @ 10:45

    Soy una mujer con muchas inseguridades, pero, cada día, estoy aprendiendo a quererme más, tal y como soy…a amarme a mí misma…mas allá de los defectos y virtudes.
    A aceptarme.
    🥰

    • Karima May 14, 2020 @ 19:55

      me has dado mariposas! maravilloso gesto el comentarnos esto!! con mucho amor de mi femenino al tuyo!! xxxxx gracias!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *